25 junio 2011

Trabajar en red, propiciar el desarrollo profesional docente a través de las redes

Entrada publicada en el blog Ikasblogak 2011. Versión castellano. Euskaraz


A comienzos del pasado siglo la soledad era una característica del trabajo docente: en una pequeña escuela, el maestro y sus alumnos/as. La sabiduría del profesor y unos pocos libros eran casi la única fuente para el aprendizaje.

A comienzos de este siglo XXI, gracias a la transformación de la internet, permitimos abrir las ventanas de la escuela... y dejamos entrar aire fresco. En un primer momento (parece que fue hace siglos) localizábamos información, materiales, recursos para el aula. Apenas generábamos nada pero ya intuiamos que “aquello” , como mínimo , era una gran biblioteca, una enorme base de datos con recursos casi ilimitados que nos hacía mas autónomos y libres.

Con el desarrollo de la  web 2.0 (la red construida por las personas) y con la tecnología para crear redes sociales, el salto cualitativo ha sido enorme. Podemos crear, compartir, remezclar y volver a generar conocimiento. Un conocimiento social, collage de las múltiples ideas de muchos profesionales que enriquecen nuestro universo docente, nos cambia y nos hace ser más cooperativos, menos individualistas.

La razón de las redes está, a mi entender, en el deseo de muchos de construir un espacio y en la intención de cooperar para mejorar, para responder a las necesidades educativas actuales. En este momento, la tecnología (que en el inicio de la red era el centro) no es la que genera las redes (pone a nuestra disposición la herramienta, eso sí) ni la que las hace crecer y desarrollarse. Somos los usuarios los que alimentamos la red, los que hacemos que la internet actual sea la ola imparable de la innovación educativa.

No hay marcha atrás, sólo nos queda “coger la ola” sacudiéndonos remilgos formalistas, pues aunque imparable, necesita de todos, de las aportaciones de todos y cada uno de los docentes.
 
A través de las redes: 
  • Impulsamos el desarrollo profesional docente 
  • Se generan conversaciones, de las que surgen conocimientos compartidos que son más  grandes, más coherentes que los individuales y tienen el brillo de su origen colectivo y plural. 
  • Se puede transformar la escuela, socializándola y rompiendo sus paredes físicas y mentales. 
  • Se garantiza el presente de los alumnos/as. En tanto que somos modelo de buenas prácticas en la red, contribuiremos a que sean usuarios y creadores (digitales) formados. 
  • Se puede destruir el inmovilismo que reconocemos en nuestro entorno (el sistema necesita que generemos un modelo nuevo)
En muchas redes docentes la palabra cooperación se transforma en realidad. Se aprende a cooperar cooperando. Esto sucede porque compartimos al servicio de un objetivo educativo común, dejando la individualidad en un segundo plano,.

Son horizontales, sin jerarquías. Quizá, por ese motvo, está resultando complicado implementarlas y gestionarlas en el ámbito educativo formal. Sin embargo, es urgente que lo hagamos.
 
Procedencia de la imagen
¿Por qué? En lugar de responder, pregunto al posible lector cuantas veces se ha sentido sólo, en cuantas ocasiones ha sentido que no tenía oportunidades de desarrollo profesional en su entorno próximo y, como consecuencia, ha sentido el famoso síndrome del burnout 

¿Convencido/a? En caso afirmativo, primero lee esta estupenda entrada “hoja de ruta”. Después, si te parece, puedes leer las siguientes líneas, tal vez estas ideas te resulten prácticas. Entra en internet y comienza a crear tu identidad profesional (digital):

  • Apúntate en redes profesionales docentes, como las que encontrarás en Facebook, Ning, Linkedln. Dí quién eres, cuáles son tus inquietudes profesionales y tu ámbito de trabajo. Un consejo: no uses “alias” ni máscaras. Por la misma razón no sigas a quien no se identifica.
  • Lee blogs de referencia, según tus intereses, y elige tus fuentes de información. Deja comentarios en ellos, identificándote, y aporta ideas, no te cortes, o únete a proyectos en red. En esta entrada tienes referencia a los proyectos telemáticos de Euskadi.
  • Abre cuentas en Slideshare , Scribd, Youtube y guarda en ellas (con el botón follow) las charlas, presentacioens, experiencias, materiales … que te interesen. De la misma forma, usa esos espacios para dejar tus materiales, experiencias... De esta forma rápidamente te encontrarán compañeros/as con perfiles similares.
  • Asiste a las jornadas, encuentros, y haz contactos. Si no puedes acudir, síguelas por twitter (ya sabes, hay que abrir una cuenta). Lee la información que suele recorgerse en los blogs o sites que se crean al efecto.
  • Comparte en la red... Te sorprenderá lo que recibes a cambio. Cuanto más compartes en la red, más recibes.
  • Habla con los profesores/as que acudirán a Ikasblogak 2011. Contacta.
  • Comienza a tener un pensamiento en red y genera red en tu entorno. Lo que necesitas está ahí, lo que tus alumnos/as necesitan también.
  • Busca a alguien para que te acompañe en el viaje.  
Las redes está surgiendo fuera de lo institucional, en todas partes. Esto debe hacernos pensar. ¿No estamos perdiendo una ocasión de ser impulsores, el motor, de las mismas? Por otra parte, ¿las redes coordinadas desde los berritzegunes no nos ayudarían en nuestras tareas?  

Creo que tenemos una necesidad urgente de crear, sostener, gestionar, facilitar y dinamizar redes tanto desde la administración, como desde los centros educativos y los berritzegunes. Muchos asesores/as tienen su perfil profesional en la red, son asesores 2.0. Sus reflexiones, materiales, consejos... están colgados al servicio de la comunidad. Tenemos las herramientas para optimizar esa red, para compartir ideas, proyectos, dudas ... del profesorado. ¿Qué rol debemos asumir desde los berritzegunes? Este artículo de Fernando Trujillo en educ@contic puede ser un buen punto de partida para la reflexión.

Esta es la propuesta, ni novedosa ni mía: en vez de especializar, parcelar... aunar fuerzas, de modo horizontal, sin jerarquías. Esto es, poner en contacto a todos los que están en procesos de innovación (a día de hoy, todos estamos en ello: planes de mejora, competencias...), sacar a la luz al profesorado que innova, que realiza buenas prácticas, poner a disposición buenos modelos de procesos de enseñanza - aprendizaje, al servicio de todos/as, tal y como se hace en jornadas como esta
Son redes de profesores Aulablog, Ikasbloggers, Eskola 2.0 (Ning), Espiral, Internet en el aula (Ning). Ayudan a llevar a cabo nuestras tareas y retos educativos. Además ofrecen formación, asesoría y acompañamiento.

En los tiempos actuales, en los que los cambios se producen a velocidad vertiginosa, es imprescindible ENREDARSE, para unir nuestros recursos y para garantizar la calidad de la educación.  

Para responder al reto de la educación 2.0, para garantizar el mejor futuro posible a nuestros alumnos/as, para movernos en la sociedad del conocimiento, para desarrollar el pensamiento crítico y ayudar en el desarrollo de PLE docente... las redes no son algo opcional. Debemos convertirlas en lugares habituales de trabajo docente.

Para terminar, me gustaría saber qué opina el posible lector (si alguien ha "aguantado" hasta aquí, claro)

;) 

1 comentario:

Julita Fernández (Profesora) dijo...

Berta, estoy totalmente de acuerdo con tu artículo.
Veo reflejada mi propia experiencia y mi opinión sobre la web 2.0.
Saludos